Bye, bye 2009, Welcome 2010

1
239

Ya es Navidad. Fin y comienzo, alegría y tristeza, comida y villancicos, tantas cosas pasan en Navidad. Sobre todo que despedimos otro año y llevamos muchos. Bueno, unos más que otros. Dicen que año de nieves año de bienes y hasta hace pocas horas la mitad norte del mundo se congelaba entre copitos blancos caídos del cielo. Quizás por una vez se cumpla, recordemos que el 2008 se despidió de la misma manera y miren que añito hemos tenido, y el 2010 traiga más cosas buenas. Dejamos atrás un año bastante malo, la crisis nos ha arrastrado al mayor de los pesimismos. Pero también han pasado cosas buenas: Estados Unidos cambiaba de presidente y encima a uno negro, Europa elegía un nuevo presidente, Penélope Cruz ganaba un Oscar, Pau Gasol ganaba el famoso anillo de la NBA con los Angeles Lakers, Fernando Alonso por fin termina en Ferrari, el equipo de baloncesto se proclamaba Campeones de Europa, Florentino volvía al Madrid (eso aun no sabemos si es del todo bueno), el Barça hacía historia ganando seis títulos, se medio terminaba con el caso Gürtel, Aminetu Haidar ya está en su casa. Bueno vale, no hemos podido sacar mucho más que sea bueno, pero queremos acabar con optimismo un año tan negro. Porque nos gusta pensar que la vida es realmente una montaña rusa: a veces estás arriba pero muchas te toca estar abajo. Y queremos ponernos una venda en los ojos y creer a pies puntillas que en el 2010 la crisis apaciguará, que en la cumbre de Cophenague realmente se llegará a algo que ayude a parar el cambio climático, que el paro descenderá de manera extraordinaria, que ganaremos más dinero, que viviremos mejor, que los que no tienen nada tendrán muchas cosas y que dejaremos de fumar y adelgazaremos.

Sí, es lo mismo de todos los años pero es que si no lo pensamos así Enero se hará muy muy largo. Queremos también hacer un breve, pero intenso, recuerdo a todos los que este año nos dejaron ya fueran famosos como anónimos. Sentido pésame a todos aquellos que hayan perdido a sus seres queridos. Nuestro ánimo y mejores deseos a todos los que estén gravemente enfermos, a los que no estando tan graves sufran de salud. Nuestro amor y cariño a ese tercer mundo, que a nuestro parecer debería ser nombrado el primero porque deberían ser los primeros en recibir ayuda, medicamentos, alimentos y ayudarles a cambiar su situación sin cambiar su cultura. Nuestro aplauso para todos los voluntarios, a toda la gente generosa, a los que trabajan por los demás. Un “gran felicidades” para todos los mayores que viven solos, un beso enorme para todos los niños que no pueden ser inocentes. Una reverencia a todos los pobres, los que tengan problemas con las drogas o el alcohol, a toda la gente que tiene que hacer la calle para sobrevivir, a los explotados y a los abandonados. Un recuerdo enorme para los que fueron asesinados por propios o terroristas, para aquellos a los que, conscientes o no, dejamos morir a lo largo del año, un “te admiramos” a los que fueron secuestrados o siguen desaparecidos, a los que sufrieron y tuvieron valor de continuar y a los pobres que estén sufriendo aun. Un “por favor hagan algo” a todos los que pueden solucionar cosas y tienen poder y dinero para hacerlo. Un “esperamos que mejoréis” a todos los vagos, a los aprovechados, a los mentirosos y los sádicos. También para los gobiernos y los bancos. Un “vamos a ser mejores” para todos nosotros, para cada uno. Y un “feliz Navidad y próspero año nuevo” para todo el mundo. De todo corazón, un aplauso para todos los que somos y los que estamos, para los que eran y se fueron y para los que no eran y ahora son. Que el 2010 sea un año mejor que los anteriores y peor que los venideros. Salud para todos. Amor para todos. Desde este humilde diario intentaremos seguir siendo fieles a la buena información, felicidades a mis compañeros reporteros, felicidades a nuestros directores, habéis hecho un buen trabajo. Nuestro propósito de año nuevo es seguir mejorando, seguir informando, esperamos que sin tener que dar muchos tirones de oreja, y seguir entreteniéndoles. Feliz 2010.

1 Comentario

  1. Esta noche es Nochevieja.
    Pensé que no iba a llegar
    que la cosa está tan tiesa
    que incluso llegué a pensar
    que se anulaban las fiestas
    y todos a trabajar
    para darle más a Hacienda,
    la Seguridad Social…
    e intentar que queden llenas
    las arcas en Navidad.

    Este año celebramos
    con las doce campanadas
    no ya el recibir un año
    sino el ser agua pasada
    el año que ya ha pasado
    porque es que ha tenido guasa.

    La economía se ha muerto
    y no se han vendido pisos,
    han caído varios vuelos
    con múltiples fallecidos,
    Sevilla inauguró un metro
    que no llega a ningún sitio,
    la gripe ha metido miedo
    (y más aún los políticos)…
    y por desgracia se han muerto
    personas que se han sentido:

    El mundo quedó deshecho:
    con Jackson se muere un mito;
    Benedetti, tan sereno,
    ya no escribirá más libros;
    una alfombra allí en el cielo
    recibe a Mary Carrillo;
    López-Vázquez tan inquieto
    ha dejado de dar gritos;
    Andrés Montes que, sin miedo,
    dió otro aire a los partidos…

    Pero ya, si somos justos,
    debemos reconocer
    que aunque no haya sido mucho
    algo bueno debió haber:
    Se cumplen 40 años
    de la llegada a la Luna;
    Windows Vista se ha acabado
    (aunque el ‘Siete’ a mí me asusta);
    Avatar ya se ha estrenado
    la gente grita ¡Aleluya!;
    en España hemos gozado
    con esa otra gran película
    de motín de encarcelados
    y un Luis Tosar, que deslumbra;
    Barack Obama, que es negro,
    es presidente de USA;
    Fernando Alonso ha ganado
    pero no carrera alguna
    sino al haberse largado
    de escudería tan “chunga”…

    De cualquier modo y manera
    os deseo un 2010
    lleno de cosas muy buenas
    y, espero, pocos traspiés.
    Miralarima os espera
    cuando la queráis leer
    intentando hacer amenas
    las noticias que se ven.

Dejar respuesta