Ascenso y caída de Mr. White: el adiós de Breaking bad.

0
103

La serie de la cadena de cable estadounidense AMC finalizaba este verano su andadura televisiva tras cinco temporadas cosechando un enorme éxito de crítica y público que la convirtieron en una de las series más prestigiosas de los últimos años. Atención: SPOILERS.

El 2013 ya se acaba y, mientras esperamos cinco minutos más para la cuenta atrás, hacemos el balance de lo bueno y malo cinco minutos antes de la cuenta atrás, marineros, soldados, solteros, casados…perdón, me he dejado llevar. Mientras esperamos que llegue el 2014, es buen momento para echar la vista atrás y ver qué nos ha dejado bueno, malo y regular este año.

7586641950_6763b62385_zSin duda, uno de los hechos más relevantes para cualquier amante de las series que se precie, ha sido el final de la aclamada Breaking bad. Las travesuras, por decirlo de una forma suave, de Walter White y Jesse Pinkman llegaban a su fin el pasado septiembre tras la jugada de la AMC (cadena en la que se emitía en Estados Unidos) de dividir la última temporada en dos partes de ocho capítulos cada una. Otra serie que dijo adiós, pese a que parecía que ese momento no iba a llegar nunca, fue Dexter. Pero aquí me voy a centrar en el adiós de Heisenberg que, por muy fan que sea de Dexter Morgan y Michael C. Hall, sus últimas temporadas me resultaron extremadamente flojas. De hecho, hay quien dice por ahí que el auténtico final de la serie vino con la cuarta temporada, cosa que suscribo totalmente. Bien, ¿por dónde iba? Ah, sí, Breaking bad. Sobra decir que, de aquí en adelante, el texto se convertirá en un auténtico campo minado de spoilers para quien no haya acabado la serie. Bienvenidos morbosos que no la hayan visto y quieran saber cómo acaba.

La última parte de la serie arrancó justo en el preciso instante donde nos había dejado un año antes. Es decir, con Hank descubriendo que era Walter quien se escondía tras el narcotraficante conocido como Heisenberg. Y, a partir de aquí, toda una serie de catastróficas desdichas. Y enfrentamientos. Muchos. Hank contra Walter y Walter contra Hank, Jesse aliándose con Hank, Hank y Marie contra Walter y Skyler, Walter y Skyler grabando un vídeo en el que acusan a Hank de ser el auténtico Heisenberg, Todd y su tío nazi haciéndose con el negocio de Walter. Y Walter Jr. sin enterarse de nada.

Si tuviese que quedarme con un solo capítulo, ese sería, sin duda, “Ozymandias” (episodio número 14). El asesinato de Hank tras el tiroteo en el desierto, Walter reconociendo su culpa en la muerte de Jane (temporada dos) y, sobre todo, el monumental enfrentamiento, forcejeo con cuchillo en mano incluido, entre Skyler y Walter con la no menos sorprendente intervención de Walter Jr. (que, al fin, ya estaba al tanto de las labores extracurriculares de su admirado progenitor). Me pongo cardiaco con solo recordarlo.

¿Y qué pasa al final? Pues que decimos adiós a Walter White, a Heisenberg, a la metanfetamina, al hombre, al monstruo. Tras enfrentarse él solo a los hombres que le robaron el negocio, secuestraron a Jesse y asesinaron a Hank, una bala le alcanza. Mr. White acaba su aventura en un laboratorio clandestino, justo donde todo empezó. Tranquilos, Jesse Pinkman escapa sano y salvo. O algo así. Lo mismo para Skyler (mi personaje favorito, dicho sea de paso). Casi me interesaría más un spin off de estos dos personajes para ver cómo les va la vida tras el huracán Heisenberg que uno protagonizado por Saul Goodman, como el Better call Saul que está en marcha.

En cualquier caso, nos despedimos de una gran serie que supo poner fin a su recorrido antes de rozar el absurdo, algo que no todas pueden decir, ¿no es así, Dexter? Por no mencionar las soberbias interpretaciones que nos regalaron durante este tiempo el trío protagonista formado por Bryan Cranston, Aaron Paul y Anna Gunn. Walter, Jesse y Skyler, respectivamente. Sin duda alguna, Breaking bad ha dejado una huella imborrable en el universo seriéfilo, regalando grandes momentos y personajes; y un hueco que será difícil llenar.

 

FOTO SACADA DE: http://www.flickr.com/photos/michellewright/7586641950/

Dejar respuesta