Abandono de Fernando Alonso y victoria con polémica de Sebastian Vettel

2
117
Fotografía: Michael Elleray
Fotografía: Michael Elleray

El piloto asturiano Fernando Alonso tuvo que abandonar tras tocarse con  Vettel – vencedor de la carrera a la postre – en la primera vuelta, lo que provocó que se descolgase el alerón delantero. Doblete para los Red Bull en el circuito malayo de Sepang, que protagonizaron un duelo vibrante durante las últimas vueltas, con pelea entre el alemán y Webber incluída. Lewis Hamilton recuperó sensaciones y logra su primer podio de la temporada.

Pintaba bien la carrera para Ferrari, si atendemos a las posiciones de parrilla; Felipe Massa y Fernando Alonso salían inmediatamente detrás del poleman Sebastian Vettel. Incluso, tras el semáforo, ambos pilotos se echaron encima del alemán con serias posibilidades de adelantamiento. Pero apenas duró unos metros. En la primera curva, Alonso trató de rebasar al vigente campeón del mundo por el exterior, en una maniobra arriesgada; su contrincante le cerró la puerta y en la siguiente curva, insistió por el interior, con la mala fortuna de tocarse levemente con el monoplaza de quien le precedía.

 El alerón delantero descolgado como resultado. A priori, nada que no se pudiera solucionar adelantando la primera entrada a boxes; sin embargo, la escudería italiana decidió mantenerle en pista y en la misma recta de meta, la pieza se desprendió por completo quedando atrapada bajo el Ferrari.

Por lo demás, podría haberse tratado de una carrera plácida para Red Bull, de aquellas que protagonizaron hace no demasiado tiempo. Pero, sus pilotos se enzarzaron en una disputa por la victoria en las últimas quince vueltas que muestra que, en definitiva, tampoco han cambiado tanto las cosas. La sucesión de adelantamientos, donde se quitaron las pegatinas el uno al otro, provocó tanto el goce de los presentes como el pánico y desconcierto en la cara de Christian Horner, director de la escudería. Sebastian Vettel se saltó deliberadamente las órdenes enviadas desde el muro y su compañero (pero no amigo) Mark Webber no se esforzó en ocultar su descontento por algo que sufre desde que forma pareja con el alemán. Ni sobre el cajón ni ante los micrófonos.

Hay resultados que traen consecuencias. Los llaman puntos de inflexión. Este puede haber sido el germen de una guerra civil irreconciliable, cuando tan sólo  se llevan disputados dos Grandes Premios. El australiano fue claro en sus declaraciones desde el podio, cuando manifestó que “podía haber ganado, pero Vettel tomó sus propias decisiones”. Minutos antes, el piloto germano había llamado estúpido a su compañero por radio, tras las maniobras de este para conservar la primera plaza.

El otro candidato al título, Lewis Hamilton, subió por primera vez al podio esta temporada, merced a su tercer puesto conseguido tras otra lucha de pilotos del mismo equipo, que Mercedes supo resolver en detrimento de Nico Rosberg. Resulta curioso apreciar lo que el inglés debe añorar sus años en McLaren, a tenor del paseo que se dio por el box de su anterior escudería antes de cambiar sus neumáticos donde debía.

Su sustituto en el conjunto británico, el mexicano Sergio Pérez, concluyó en la novena posición, tan discreta como lo es su coche hasta el momento. En cuanto a los otros dos hispano parlantes,el también mexicano Esteban Gutiérrez logró terminar de nuevo con su Sauber en su segunda carrera en la Fórmula 1; mientras que el  venezolano Pastor Maldonado sigue sin acabar una prueba con su Williams, tras su segundo abandono de la temporada.

2 Comentarios

Dejar respuesta