25 años tiene mi amor

1
238

En un seminario en el que yo hablaba sobre el concepto de proactividad, un hombre dijo: “ Stephen, me gusta lo que dice. Pero las situaciones difieren entre sí. Por ejemplo, mi matrimonio. Estoy realmente preocupado. A mi esposa y a mí ya no nos unen los antiguos sentimientos. Supongo que ya no la amo, y que ella ya no me ama a mí ¿Qué puedo hacer?”.

  • ¿Ya no sienten nada uno por el otro?- pregunté .
  • Así es. Y tenemos tres hijos, que realmente nos preocupan. ¿Usted qué sugiere?
  • Ámela – le contesté.
  • Pero le digo que ese sentimiento ya no existe entre nosotros.
  • Ámela.
  • No me entiende. El amor ha desaparecido.
  • Entonces ámela. Si el sentimiento ha desaparecido, ésa es una buena razón para amarla.
  • Pero ¿cómo amar cuando uno no ama?
  • Amar, querido amigo, es un verbo. El amor, el sentimiento, es fruto del amar, el verbo. De modo que ámela, Sírvala. Sacrifíquese por ella. Escúchela. Comparta sus sentimientos. Apréciala. Apóyela. ¿Está dispuesto a hacerlo?

( Extracto de la página 95 del libro de Stephen R. Covey – Los 7 hábitos de la gente altamente efectiva)

Let me not to the marriage of true minds
Admit impediments: love is not love.
Which alters when it alteration finds,
Or bends with the remover to remove
Oh no! it is an ever-fixed mark
That looks on tempests and is never shaken;
It is the star to every wandering bark
Whose worth’s unknown although his height be taken
Love’s not Time’s fool, though rosy lips and cheeks
Within his bending sickle’s compass come
Love alters not with his brief hours and weeks,
But bears it out even to the edge of doom
If this be error and upon me proved,
I never writ, nor no man ever loved.

Ante la unión de espíritus leales, no dejéis,
que ponga impedimentos. No es amor,
el que cambia cuando un cambio encuentra,
o que a distanciarse en la distancia tiende.
¡Oh, no! es un faro eternamente fijo
que desafía a las tempestades sin nunca estremecerse;
es la estrella para todo barco sin rumbo,
cuya valía se desconoce, aun tomando su altura
No es amor bufón del tiempo, aunque si rosados labios
y mejillas alcanza, la guadaña del Tiempo:
Ni se altera con horas o semanas fugaces,
si no que aguanta y dura hasta el último abismo.
Si es error lo que digo y en mí puede probarse,
decid, que nunca he escrito, ni amó jamás el hombre.

(Soneto 116 de Shakespeare – traducción Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes)

Aprendemos a amar no cuando encontramos a la persona perfecta, sino cuando llegamos a ver de manera perfecta a una persona imperfecta.
( Frase de Sam Keen – Escritor, profesor y filósofo americano)

Quien bien te quiere te hará llorar
(Refrán español)

Ama como puedas, ama a quien puedas, ama todo lo que puedas. No te preocupes de la finalidad de tu amor.
( Frase de Amado Nervo 1870- 1919, poeta, novelista y ensayista mejicano)

El amor es lo más parecido a una guerra, y es la única guerra en que es indiferente vencer o ser vencido, porque siempre se gana.
( Frase de Jacinto Benavente 1866- 1954, dramaturgo español)

¿Alguien ha sacado algo en claro? ¿ Por qué hay amores que mueren y otros que sobreviven a lo inimaginable? ¿Es cuestión de lógica, de hormonas, de carácter? ¿ Hay fórmula mágica para el sentimiento? ¿ Se trata de usar la cabeza o el corazón? ¿ Duele perder al amor o la costumbre de tenerlo? ¿Da más miedo terminar una relación o empezar otra nueva? ¿Cuándo solo es amor, cuándo solo deseo?.

Hoy he podido ver que una pareja cumplía 25 años de casados, se dice pronto. Y al verles juntos uno se pregunta cómo lo hacen. Supongo que es una mezcla de todo: mente, química y corazón. Y mucha paciencia. Aprender a compartir, convivir y resignarse. Quizás a saber que sin la otra persona la vida es menos soportable. Acatar un compromiso y luchar por el pase lo que pase. No olvidar jamás que la otra persona está ahí por ellos, para ellos y sobre todo con ellos. Confiar a pesar del miedo, trabajar a costa de la pereza. Quizás estos sean los secretos de un amor….sano.

Pero cada cual encuentra su fórmula y su modo de vivir, cierto es que no haber amado nunca es una pena. El sufrimiento del amor perdido es muy grande, pero necesario. O al menos eso creo yo. Es curiosa la forma tan tonta en la que nacen las historias de amor y de qué manera tan compleja mueren. Lo impensable suele pasar siempre. Y cuesta renunciar a ese fracaso mutuo. Se pueden buscar culpables, muchas veces hay uno solo, pero en realidad el problema siempre es de dos. Uno que lo hizo mal y otro que aparto la vista para no verlo. Es un crimen que siempre tiene dos asesinos. Más fácil de superar cuando no hay nada de por medio, bastante trágico cuando hay hijos. Da igual a que edad suceda, la separación de los padres siempre es un esquema que cuesta asimilar.

Para mí es asombroso que dos personas consigan mantener vivo el sentimiento con el paso de los años, perderlo, olvidarlo, dejarlo a un lado es sencillo. Lo más difícil es conseguirlo. Reanimarlo cuando decaiga y sostenerlo cuando no haya apoyos. He leído en muchos sitios que el amor no es egoísta, que si amas lo que te hace feliz es el bien ajeno. Y no sé si soy frívola pero cada vez me lo creo menos. El bien, la felicidad ajena nos hace felices por tanto es una forma indirecta de egoísmo. “Si mi pareja es feliz, yo soy feliz”. Busco mi propio bien. “Si mi pareja me deja no podré aguantarlo”. Evito mi propio sufrimiento. “Si le regalo lo que quiere no tendré problemas”. Evito el mal trago de una pelea. “Si mi pareja muere, moriré de pena”. Suma y sigue. Amar es lo más egoísta que hace el ser humano, siempre es una carretera de ida y vuelta. Siempre es un esfuerzo que tiene recompensa. Sin embargo sé que esta visión suena tan triste como en verdad es.

Particularmente me alegro de que esa pareja haya sido tan egoísta de no querer estar el uno sin el otro. Particularmente me siento orgullosa de tener miedo a los finales, a los principios y a la necesidad que se origina desde mi egoísmo. Como decía alguien conocido: “seguiré poniendo el corazón sobre la mesa, a pesar de que cada vez esté más maltrecho y se haya empequeñecido. Porque si de algo tengo que morir, que sea de esto”.

Fuente de la imagen:
www.erepublik.com

1 Comentario

Dejar respuesta